Diseño y elegancia en nuestros routers

El diseño y la elegancia llega a nuestros routers


Cuando pensamos en router, a nuestra mente vienen imágenes de aparatos horizontales con antenas en su parte trasera, o en otros verticales sin antenas, pero con aspecto de haber venido directamente de películas de serie B de los años 70. A partir de ahora, todo eso va a cambiar con el nuevo ASUS Blue Cave.

Asus Blue Cave en WZ Gamers Lab - La revista de videojuegos, free to play y hardware PC digital online

ASUS quiere dar un toque diferente a nuestros hogares, y su propuesta es este nuevo Blue Cave. Este router tiene un diseño minimalista, de líneas suaves y redondeadas, en color blanco y con un agujero central en azul metalizado. Pero no todo es estética en este router, ya que internamente cuenta con cuatro antenas WiFi colocadas estratégicamente para maximizar el alcance de nuestra red, consiguiendo resultados de hasta un 28% mejores que los routers convencionales. Además, es compatible con la tecnología WiFi 802.11ac 4×4 de 2600 Mpbs de banda doble, con 800 MHz en la banda de 2,4 GHZ y 1.732 MHz en la de 5 GHZ gracias a la tecnología TurboQAM.

Asus Blue Cave en WZ Gamers Lab - La revista de videojuegos, free to play y hardware PC digital online

Si seguimos mirando sus “tripas”, encontramos un procesador de doble núcleo acompañado por 512 MB de memoria RAM y 128 MB de almacenamiento interno para su sistema operativo. Este sistema, además de incorporar todas las características y configuraciones habituales en los routers convencionales (control parental, configuración de puertos…), añade también funciones más propias de NAS, como gestor y programados de descargas, servidor de archivo, sistema de backups, servidor de impersión o, incluso, servidor multimedia.

Asus Blue Cave en WZ Gamers Lab - La revista de videojuegos, free to play y hardware PC digital online

Podemos encontrar este ASUS Blue Cave en el emrcado a un precio que rondará los 180 euros. Toda una inversión en diseño y prestaciones para nuestras redes privadas.